¿Existen las ‘robamaridos’? – larazon.cl

Un escándalo mediático que involucró al futbolista argentino Paris Saint Germain Mauro Icardi, su esposa, la empresaria Wanda Nara y la actriz argentina Eugenia “China” Suárez no solo llenó de contenido los portales y programas de televisión sobre el mundo del espectáculo, sino que también desató un debate más serio: quién lo hace. culpamos de la infidelidad?

.

Los problemas de la pareja Nara-Icardi salieron a la luz cuando la empresaria y el mánager del entrenador de fútbol publicaron un mensaje en su cuenta de Instagram: “Otra familia a la que pagaste por una puta”. Una revisión de las cuentas que había dejado de rastrear llevó a los medios argentinos a recurrir a Suárez, quien también fue premiado en el pasado por iniciar una relación con el actor chileno Benjamín Vicuña mientras ella aún estaba en pareja.

.

Las redes sociales, especialmente en Argentina, repitieron el escándalo y partieron las aguas: algunos apoyaron el reclamo de Nara, otros ridiculizaron los intentos de Icardi por complacer nuevamente a su esposa, pero la gran mayoría atacó a Eugenia Suárez y su presunta vocación “.ladrón de marido“.

.

Burla de una actriz que rueda una película en Madrid Objetos junto a Álvaro Morte, motivaron la reacción de las feministas argentinas que aprovecharon para recordarse a sí mismas que apodos como “perra” o “ladrón de maridos”“Es un reflejo del machismo ante la infidelidad.

.

La periodista de género argentina Luciana Peker ha tratado de explicar por qué la condena social parece caer mucho más sobre Suárez que sobre Icardi.

«¿Se puede culpar a una mujer por lo que hace un hombre? No. Ser infiel o infiel es la decisión de un hombre con su esposa o novia (y no con la tercera) y el pacto – si lo hay – que el esposo hace con su esposa, si es un pacto, entonces es fidelidad mutua ”, escribió Peker en una columna del portal Infobae.

El periodista argumentó que “una mujer en principio no le roba a su marido, porque los hombres no son propiedad. No solo por respeto a las mujeres, sino también a ellas, que no son objetos inanimados -como una caja fuerte- que son saqueados sin su voluntad o decisión. ingresar o dale la llave para abrir tu cuerpo o corazón ».

.

Asimismo, la periodista argentina Mariana Carbajal escribió en el diario argentino Página 12 “un decálogo de seguir un escándalo” sin caer en actitud machista. El primer punto es un recordatorio de que “no hay ‘maridos ladrones'”.

«Los maridos pueden aceptar o rechazar una oferta sexual y / o amorosa. No es culpa suya. ¿O es que si la rechazan, se sienten menos machistas, o creen que sus compañeros los verán así? ” – adicional.

Carbajal señaló que “hay mujeres para las que el hecho de que un hombre esté casado no significa restricción”, pero no significa que sean “putas”.

.

“Estas son mujeres con los mismos códigos de los hombres para quienes una mujer está casada, eso no significa límites”, escribió.

.

¿Sufre la “China” Suárez del Síndrome de Fortunata?

.

La amplia cobertura mediática del escándalo ha llevado a psicólogos a intentar analizar lo sucedido y vincular la recurrencia de triángulos amorosos en la vida “China” de Suárez con lo que ellos llaman Síndrome de Fortunata.

.

La psicóloga y comunicadora argentina Carolina Sorondo explicó en la tarde de América TV que las personas que padecen este tipo de síndromes “pasan por una gran y fuerte dependencia emocional del objeto deseado de alguien prohibido”.

Según el profesional, en la persona que la padece hay “cierta alegría y placer” en esta situación, así como “amor persistente y gran lealtad” a este vínculo. Todavía estás la gente “no siente culpa” por lo que hacen porque “lo que quieren es importante”. “En su modelo mental” tu marido es mío y te lo voy a llevar “, añadió.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *